¿Por qué el trabajo de los apicultores es bueno para nuestro planeta? - Sierras Andaluzas Skip to content

¿Por qué el trabajo de los apicultores es bueno para nuestro planeta?

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

La continua perdida de la población de abejas en las últimas décadas en nuestro planeta ha hecho saltar las alarmas, poniendo a las abejas y su importancia como polinizadores naturales en el centro del debate ecologista. Sin embargo poco se habla sobre el trabajo que realizan los apicultores con la polinización controlada y el beneficio que generan en su entorno natural más directo.

 

¿Qué es la polinización controlada?

El origen de la apicultura se sitúa entre el año 4000 y 8000 A.C. en el mediterráneo. como te puedes imaginar la profesión de apicultor ha avanzado mucho desde entonces. Actualmente prácticamente la totalidad de la miel pura que consumes proviene de la polinización controlada. Ésta es la práctica de cuidar las colmenas y las abejas melíferas para polinizar los cultivos. Se calcula que sin esta práctica un tercio del suministro de alimentos en el mundo no existiría.

Desde Sierras Andaluzas estamos muy agradecidos a los más de 180 socios apicultores por el arduo trabajo que realizan en la polinización de cultivos como la naranja (miel de azahar), el aguacate (miel de aguacate). Trabajan incansablemente, no solo para producir miel, el edulcorante perfecto de la naturaleza, sino también para hacer posible alimentar al mundo con alimentos nutritivos como frutas, plantas aromáticas o verduras a través de la polinización.

Miel Cruda de retama de Sierras Andaluzas. Compra Online.
Colmenas de Sierras Andaluzas en la Sierra Norte de Sevilla, contribuyendo al mantenimiento del paisaje de dehesa.

La polinización un proceso en el que todos participamos

Una buena administración de la tierra y los cultivos por ejemplo reduciendo el uso de pesticidas beneficia a agricultores y apicultores. La apicultura responsable apoya las mejores prácticas para encontrar soluciones innovadoras para plantar fuentes de polen saludables y un control de plagas efectivo pero considerado con la salud de las abejas. Cuidando a las abejas cuidamos el medio rural y su paisaje. Se calcula que el 80% de las plantas son polinizadas por abejas ¿te imaginas que ocurría si no existieran?

Colmenas para miel de Eucalipto junto al Guadalquivir. Sierras Andaluzas.
Colmenas de Sierras Andaluzas junto al río Guadalquivir

¿Qué ocurre con las abejas en la actualidad y cómo contribuye la apicultura?

El problema radica en las abejas silvestres, el cambio climático y el uso de pesticidas han mermado la población de abejas en diversas partes del mundo. Los cambios en su hábitat fruto del cultivo intensivo es otro de los factores que explicarían esta reducción. Para las abejas melíferas es relativamente fácil encontrar la materia prima con la que fabrican su alimento, para las silvestres no tanto. Parece ser que éste sería el mayor problema de todos, la falta de flores perennes.

Desde 1961 el número de abejas melíferas ha crecido un 65%, los apicultores tienen la capacidad de introducir colmenas en espacios donde las abejas no están presentes, repoblando el territorio. Además contribuyen positivamente cuidando la salud de las abejas, evitando que sean afectadas por hongos y otras enfermedades que pueden afectar negativamente a las colonias. E Sierras Andaluzas por ejemplo, cada vez son más los apicultores que están apostando por un control sin químicos, dando como resultado un miel ecológica de gran calidad.

Subscribe to our Newsletter

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Ut elit tellus, luctus nec ullamcorper mattis, pulvinar dapibus leo.

Comparte este Post:

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Wishlist 0
Continue Shopping